dolor-espalda-sobrepeso

¿Qué relación tiene el sobrepeso con el dolor de espalda?

El sobrepeso es una circunstancia que afecta todo aspecto de tu salud en tanto se basa en que tu cuerpo tiene más peso del que es capaz de soportar, lo cual desencadena toda una serie de inconvenientes y dificultades que tienen incidencia sobre tu calidad de vida.

Hay una relación entre el sobrepeso y el dolor de espalda, y en los siguientes apartados ahondaremos en ella para que sepas cuáles son sus implicaciones y también las acciones que puedes llevar a cabo para acabar con dicha relación. 

Sobrepeso y dolor en la columna

Saber Vivir apunta a que las mujeres son más propensas a sufrir dolor de espalda por sobrepeso porque ellas tienen una musculatura más débil que la de los hombres, por lo que su columna vertebral está más expuesta a sufrir alteraciones y percances.

Si tienes exceso de peso, puedes desarrollar a largo plazo una curvatura antinatural en tu espalda porque tu columna intentará buscar un nuevo equilibrio, sea inclinándose hacia atrás o hacia adelante. Dicha curvatura se manifiesta con el paso de los años.

Hay una relación estrecha entre sobrepeso y daño articular, y dicha relación involucra el desgaste de los discos intervertebrales y estructuras espinales que se dañan al momento de compensar el peso extra que debe soportar la espalda. El daño sobre la espina dorsal puede ser irreparable.

Un exceso de grasa abdominal impide que los músculos abdominales sujeten la columna vertebral al cuerpo. Cuando esto no ocurre, hay una mayor propensión a realizar peores posturas que eventualmente dañarán tu espalda.

Está confirmado que el sobrepeso incrementa las probabilidades de recaer en una hernia discal. También se ha verificado que los resultados de la cirugía tienden a ser peores en pacientes con sobrepeso, por lo que de vez en cuando se recomienda una dieta breve para adelgazar.

Factores

Principalmente, el sobrepeso se encuentra motivado por una alimentación desbalanceada donde priman el colesterol, las calorías y las grasas. Este tipo de alimentación hace que el cuerpo se someta a componentes que lo colocan en un serio peligro.

La alimentación desbalanceada es apoyada por falta de ejercicio físico, que es una vía muy importante quemar grasas y calorías del cuerpo y así regular el peso y la proporción de músculo. Llevar un estilo de vida sedentario es otro factor que contribuye al sobrepeso.

El sobrepeso puede estar motivado también por factores genéticos, se ha detectado que hay genes específicos que hacen que a una persona se le haga más fácil o difícil adelgazar o engordar.

Cada kilo que aumentes representa 10 kilogramos de presión que tu espalda debe soportar, una relación que visibiliza los alcances nocivos que tiene el sobrepeso sobre tu columna vertebral. 

Cómo no subir de peso si sufres de ciática

La ciática es un dolor incapacitante que involucra el nervio ciático, el más largo y grueso del cuerpo humano. Cuando el nervio ciático se comprime o se inflama, desencadena dolor y hormigueo desde los dedos de los pies y la parte baja de la espalda.

Las secuelas de la ciática pueden ser devastadoras porque la incapacidad de moverse se relaciona con ausentismo laboral (y la probabilidad de perder el empleo), y una mayor propensión al sobrepeso, lo cual es capaz de generar un círculo vicioso que no permita sanar la ciática.

En este sentido, no subir de peso cuando se tiene ciática es una necesidad para sanar, pero no es fácil llevar esto a cabo por parte del paciente, que probablemente necesite de la asistencia de terceros.

Puedes usar parches de frío o calor para reducir la inflamación en el nervio ciático y evitar estar sentado o parado por un periodo prolongado de tiempo.

Por otro lado, deberías acostumbrarte a caminar erguido con una postura adecuada para enderezar la columna. Aunque te sea difícil al principio, lentamente puedes convertir esto en un hábito.

Fortalecer los músculos del abdomen y la espalda es una buena manera de lidiar con la ciática, pero los ejercicios que permiten esto deben ser regulados para que el dolor no empeore.

Adelgazar y reducir el dolor de espalda en el trabajo

El dolor de espalda afecta tu salud y tu productividad laboral, por lo que se hace necesario plantear estrategias que lidien con el sobrepeso, que probablemente sea el problema de fondo. Siendo así, los siguientes son algunos consejos que pueden ser útiles.

Si trabajas en un edificio, opta por usar las escaleras en vez del ascensor porque esto te ayudará a integrar el trabajo físico a tu rutina. Es una actividad que puedes regular a tu gusto para que sea cómoda para ti y no represente un esfuerzo excesivo.

Ejercitarse 30 minutos diarios en los 5 días de la semana es una manera continua de abordar el sobrepeso y quemar grasa y calorías. No es necesario que sea actividad física de alta intensidad, pero sí tiene que demandarte esfuerzo y dedicación para que surta efecto.

No deberías consumir alimentos procesados ni comida rápida porque ellos no aportan nada saludable a tu dieta, sino que son contraproducentes no solamente para el adelgazamiento, sino también para tu bienestar general.

Atender el sobrepeso para reducir el dolor de espalda es una estrategia inteligente, pero tienes que contar con el conocimiento y la orientación adecuados para que no sufras percances indeseados que agraven más tu situación. 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s